Los Problemas Sexuales Tienen Tratamiento

¿Problemas sexuales? Tienen tratamiento

Las dificultades sexuales influyen directamente en la actitud y estado de ánimo de la pareja. Las investigaciones demuestran que los hombres y mujeres con ausente o limitada comunicación en su relación de pareja, manifiestan sentimientos como depresión y frustración.
Las investigaciones también muestran que cuando la pareja habla sobre el problema ambos se sienten reconfortados y es más probable que busquen un tratamiento. En definitiva, el tratamiento no solo ayuda al paciente sino a la relación. Muchos especialistas le ayudan a entender que un problema de disfunción sexual afecta también a su pareja y que el éxito del tratamiento depende de la buena comunicación y motivación por parte ambos.
Así es que el Boston Medical Group cuenta con un grupo de médicos altamente calificados y especializados, con contrastada experiencia en el tratamiento de enfermedades derivadas de la sexualidad masculina.“Con nuestra experiencia garantizamos una atención médica integral y del más alto nivel a nuestros pacientes, siempre acompañada de un trato personalizado y confidencial”, comenta José Pablo Saffon, gerente general de la compañía.
La idea del Boston Medical Group es proporcionar el ambiente idóneo para que el paciente cuente cómodamente  su caso y así poder realizar un diagnóstico de forma totalmente confidencial.
Gracias a ello, Boston Medical es el líder mundial en este tipo de tratamientos.“Todos nuestros asesores médicos y el personal de apoyo de nuestros centros son profesionales con una dilatada experiencia en el sector de las enfermedades sexuales masculinas.  De esta manera nos aseguramos que nuestros pacientes son tratados de forma satisfactoria. Desde el primer momento y en todas las etapas del tratamiento, la salud del paciente estará en las mejores manos”,
comenta.
Boston Medical Group nace en el año 1996 como una alianza de clínicas dedicadas exclusivamente al objetivo común de tratar las patologías relacionadas con la sexualidad masculina. Su actividad tuvo sus inicios en Australia y rápidamente empezó a crecer gracias a los tratamientos de vanguardia que ofrecían a sus pacientes.
Diez años después, El Boston Medical Group es líder mundial en el tratamiento de problemas relacionados con la sexualidad masculina. “Hemos tratado con éxito a más de 900.000 pacientes en todo el mundo, proporcionando algún grado de mejoría a 7 de cada 10”, dice Saffon.
Esta compañía proporciona soluciones individualizadas y personalizadas con tratamientos seguros y efectivos. Los médicos son expertos en el tratamiento de la disfunción eréctil, la eyaculación precoz, la curva peneana (peyronie) y la falta de deseo.
De hecho, estas son las únicas patologías que se tratan en nuestras clínicas, lo que los hace especialistas en cada una de ellas gracias a la experiencia y buen hacer que han ido cosechando a lo largo de estos 10 años.
Tratamientos La Disfunción Eréctil se define como la imposibilidad de alcanzar o mantener una erección suficiente para tener una relación sexual.
A pesar de que es más común en hombres a partir de 40 años, puede aparecer a cualquier edad.
A mediados de 1992 “The Massachusetts Male Aging Study (MMAS)”, el mayor estudio sobre Disfunción Eréctil realizado hasta el momento, mostró los siguientes resultados:
* El 52% de los hombres con edades comprendidas entre los 40 y los
70 años mostraron algún grado de disfunción eréctil.
* Al menos 1 de cada 5 hombres no puede alcanzar una erección plena.
* La mayoría de los casos de disfunción eréctil son por causas orgánicas del hombre.
* Existe una fuerte relación entre edad y disfunción eréctil, hasta el punto  de que la aparición de disfunción eréctil aumenta un 39% a la edad de 40 años y un 67% a la edad de 70.
Eyaculación precoz
Por su parte la eyaculación precoz es la eyaculación que se produce con una mínima estimulación sexual. Eyaculas antes, durante o casi inmediatamente después de la penetración, sin control y antes de desearlo. La consecuencia suele ser la imposibilidad de continuar el coito durante el tiempo suficiente para satisfacer a la pareja, no pudiendo disfrutar de una vida sexual plena.
Esto puede afectar a la autoestima y sociabilidad, haciendo incluso que llegue a evitar los encuentros sexuales. Aunque no es un problema serio ni una enfermedad, es muy difícil que se cure sola, pudiéndose convertir en un problema crónico.
La curvatura peneana
Es un trastorno ocasionado por la presencia de placas de tejido endurecido y fibroso en la túnica albugínea, la piel que recubre el pene. Estas placas provocan una curvatura anormal en el pene durante la erección, la cual hace que la penetración sea dolorosa o incluso llega a impedir tener relaciones.
La curvatura puede darse hacia los lados, hacia arriba o hacia abajo, dependiendo de dónde esté situada la placa. En casos extremos, la curvatura es tan pronunciada que puede impedir la erección. Esta enfermedad aparece normalmente en hombres de entre 40 y 60 años, aunque también puede darse en hombres más jóvenes.
Actualmente afecta hasta un 4% de la población masculina.
La falta de deseo (también conocida como disminución de la libido) es, como su nombre indica, un bajo nivel de interés sexual. Se manifiesta cuando resulta difícil iniciar o responder a la actividad sexual ante los estímulos que solían provocar tu deseo.“En Boston Medical Group creemos que es muy importante que se busque ayuda profesional ante estas situaciones, sobre todo para impedir que se resienta la relación de pareja”, puntualiza José
José Pablo Saffon.